Y le regalé una tremenda mamada



Era el cumpleaños del chico con el que llevaba saliendo un mes, nunca antes estuve saliendo con un chico, y no hacía demasiado que había confesado a mi familia que era homosexual y había salido del armario, cuando Juan apareció en mi vida. Le conocí en un bar quedamos un par de vez y empezamos a salir. Justo un mes de empezar era su aniversario y estando los dos a soles me decidí a probar lo que era chupar una verga. Le quite los pantalones y me lancé sobre su pene, lo estuve lamiendo y finalmente me lo puse dentro de la boca, sentí como su polla crecía dentro de mi, se estaba excitando por lo que parecía que no lo debía hacer mal, seguí con lo mismo durante un buen rato y poco a poco aumenté el ritmo hasta que me dijo que se iba a acabar, me la saqué y se corrio en mis manos, fue algo realmente especial que siempre recordaré.

Videos porno gay: